Fondo de solidaridad

En el año 2012 pusimos me marcha ayudas para hacer frente a la crisis económica, que garantizan el suministro de agua a todo el mundo, en especial aquellas personas que no tienen capacidad económica para pagar, a través del Fondo de Solidaridad. A través de este mecanismo se rebaja el importe de las facturas del agua a las familias que se encuentran en situación de vulnerabilidad y se les garantiza el suministro.

Con este compromiso nos adelantamos a dar cumplimiento a la Ley 24/2015, del 29 de julio, que establece que las empresas suministradoras de agua potable, electricidad y gas, no pueden interrumpir los suministros por motivo de impago de las personas o familias en situación de riesgo de exclusión social, con la firma de 22 convenios firmados con los ayuntamientos del área metropolitana para luchar contra la pobreza energética.