El blog d'Aigües de Barcelona

On podràs estar al corrent de totes les novetats de la teva aigua.

La artista Núria Toll y los niños y niñas de Esplugues crean una obra de arte en el depósito de Sant Pere Màrtir

Reivindicar el arte urbano y dar opción a los niños y niñas del barrio a transmitir un mensaje efectivo sobre el agua, objetivos del proyecto WaterWall

El arte urbano es una de las formas de expresión más efectivas que existen y, si te paras a pensar, de las más antiguas. Se cree, sin embargo, que el arte urbano como lo conocemos ahora nació en la década de los años 60 en Estados Unidos. En la actualidad, forma parte del paisaje urbano y muchos artistas lo usan como una faceta más de su portfolio. La normalización de esta disciplina no significa, sin embargo, que sus mensajes sean menos agudos... piensa en Bansky, por ejemplo.

Los artistas urbanos plasman sus ideas, cada uno con su personalidad y estilo, para transmitir mensajes que quieren hacer reflexionar a aquellos que los disfrutan, ya sea de camino al trabajo o en el supermercado. Estos artistas son respetados dentro de su comunidad por su técnica y la capacidad de observación del mundo que los rodea.

 

El proyecto WaterWall nació hace un año cuando se buscaban formas de evitar las pintadas en las fachadas de instalaciones de Aigües de Barcelona. De la mano de Rebobinart, que trabaja en cómo desestigmatizar esta disciplina y que quiere dinamizar el espacio público a través del arte, y junto con una asociación del municipio que lleva a cabo labor social con niños, se trabaja en una instalación en concreto, a la que se realiza un lavado de imagen total.

En las últimas semanas, han sido los jóvenes de la escuela de arte EMA —Espacio Municipal de las Artes de Esplugues— quienes, junto con la artista Núria Toll, han pensado en cómo transmitir el mensaje “Todo es agua, cada gota cuenta” en las puertas del depósito de Sant Pere Màrtir de Esplugues. Gracias al empuje y creatividad de los niños y niñas, el acompañamiento de educadores en el proceso de brainstorming y la plasmación final con técnicas de grafiti o pintura con espray, el resultado es sorprendente.

Núria Toll es conocida por su técnica bastante singular, a base de líneas rectas y formas geométricas que forman objetos. Toll se inspira en la naturaleza y animales salvajes, siempre en tonos claros, azules y grises. Las puertas del depósito no son una excepción y queda clara su firma personal con los colores utilizados y el pez y la tortuga escogidos como centro de la obra. ¡Disfrútala en este vídeo!